CUENTO DE RADIO

Este micro relato lo escribí allá por el año 2008, lo publique en varios sitios y no me resisto a compartirlo de nuevo.

Sueño de una noche de Navidad.
CQ CQ DX DX Tierra.

Este relato esta dedicado a mi familia que soporta este virus tan sano ,que es la Radio.
Gracias a Rosa, Sergio y Ruben

Una noche mas con jaqueca y calor, no podía dormir después de haber leído un libro del año 1978 que hacia referencia a los agujeros negro y ovnis, estuve dándole vueltas a la cabeza sobre los agujeros negros y tubos en la galaxia, me desperté de golpe , no se si por la cantidad de ideas que sobrevolaban mi cabeza o por la red local que acababa de montar, el cable había desaparecido de los hogares, ya no usábamos cables las redes eran todas inalámbricas y a mas de un giga de ancho de banda, y la radio frecuencia de la casa me hizo saltar de la cama.

Me levante a oscuras y entre en el cuarto de las chispas, en los años 80 del siglo 20 definíamos así al cuarto de comunicaciones, el cuarto de la radio por aquello de la nostalgia con la radio a chispa, aunque lo bien cierto es que los equipos en la actualidad tenían pocas chispas, todo estaba enlatado dentro de unas cajas metálicas y conectados a el ordenador personal, todo digital y táctil , además definido al gusto del operador, colores, bandas y modos , todo lo podías dejar a tu antojo, el teclado y los ratones ya no ocupaban sitio en las mesas, eche a un lado un viejo equipo de banda de UHF que estaba arreglando.

Me dedique a escuchar las bandas con el nuevo escáner SDAF (Scanner de Altas Frecuencias), una tarjeta con un conector exterior que esa misma tarde había adquirido por la red , Internet era infalible, en un par de horas me habían entregado en mi casa, era una tarjeta muy elaborada con lo ultimo en tecnología y francamente fácil de manejar.

Empecé por oír las bandas bajas, por probar un poco, solo QRM, ruido y más ruido, ya no las usaba nadie debido al ruido que generaba la tecnología y la atmósfera cada vez más saturada por la contaminación y por la falta de manchas solares. El aparato era capaz de escuchar desde los 50 hercios, casi la frecuencia de la corriente eléctrica, hasta cerca de los 24 gigas hertzios en cuestión de segundos, realizaba una lista de las frecuencias en las que había oído algo, las separaba por señales analógicas, las menos, algún teléfono móvil de algún pobre individuo, que encontraba enlaces en las estaciones antiguas de telefonía celular, ya que habían dejado de mantenerlas las operadoras y la mas en digital, con un toque en la pantalla escuchabas lo que había recibido o por el contrario lo podías grabar en ficheros de audio que posteriormente por software los podías filtrar según calidades y comentarios, características del audio etcétera.

Ciertamente era un invento, me llamo mucho la atención una frecuencia del gobierno, siendo utilizada a estas horas de la madrugada, la información de las frecuencias de uso eran sabidas por todos los amantes de la radio, ya que estaban publicadas en la red, cliqué dos veces y escuche una conversación, estaba encriptada, muy protegida, no había problemas, en Internet estaba todo, esa misma tarde acababa de bajar un soft craqueado para desencriptar cualquier secuencia en formato digital, así lo hice, instalado en mi ordenador funcionaba a las mil maravillas.

Escuchaba a dos hombres hablando de algo parecido al antiguo proyecto SETI, ambos nerviosos por el tono de voz que tenían.

Recordé que el proyecto SETI es el acrónimo del inglés Search for ExtraTerrestrial Intelligence, o Búsqueda de Inteligencia Extraterrestre, en la cual participábamos desinteresadamente todos los que queríamos descubrir la vida extraterrestre, muchos radioaficionados estábamos en ello, usando nuestros ordenadores como descodificadores de la información ,que era recibida por la vieja antena de Arecibo, personalmente estuve cerca de 40 años prestando mis ordenadores para ello, y jamás nadie me envío un correo indicándome que mis ficheros enviados contenían información alienígena, salvo el WOW del 1977 nada mas había transcendido del proyecto Sety en muchos años, también hemos de pensar que si hubiera habido algún contacto, nadie lo abría hecho publico para evitar la locura colectiva.

Escuché atento la conversación de los tipos que había al otro lado del éter…

– …Hemos recibido los últimos datos de una estación de seguimiento de un radioaficionado con datos realmente escalofriante, debido a sus instalaciones y medios ha logrado algo que esperábamos con muchas ganas.
.
– El radioaficionado ha podido ser capaz de descifrar estos datos?

– Creemos que no, pero con la tecnología del 2030 se puede hacer casi de todo y se además cuenta con la ayuda del colectivo de radioaficionado y sus equipos es muy probable que si que hayan conseguido este logro, todas sus antenas puede ser una gran antena en la tierra.

– Deberíamos de informar al presidente de estos datos, van a dar un cambio a todo lo que es la vida del planeta tierra y hay que actuar con cautela.

– Si eso me temo.

– Parece mentira que un grupo de radioaficionados, que pensaba que ya desaparecidos, haya realizado el logro que desde hace mas de 40 años estamos buscando, no dejan de sorprendernos siempre experimentando y en primera fila. No me comentaste que ya no quedaban operativos.

– Quedan muy pocos, los mas duros y técnicos, los cuales han formado una especie de de ghettos en las afueras de las ciudades, se han convertido en gente de campo por culpa de las restricciones de las grandes ciudades y ha optado por marchar al campo, a las afueras y hacer lo que mas les gusta LA RADIO. En un par de horas recibiré la trasmisión alienígena y con esos datos, a las 08:00 de la mañana llamare al presidente para que la escuche y me de ordenes de cómo debemos de actuar.

– Entonces, cuando la tengas me la envías y comentamos.

– Si cierro la comunicación y luego hablamos. Hasta pronto.

Ruido de fondo y desapareció la portadora del PC, cerré la aplicación.

Me quede sorprendido de la comunicación que acababa de interceptar, probablemente se trataba de un par de peces gordos, uno militar y otro político, que tenían una información de alto secreto sobre la vida extraterrestre, algo escalofriante decía, empecé a sudar a pesar de tener el aire acondicionado a 22 grados, las tres CPU y los antiguos equipos de radio, desprendían mucho calor, sobre todo el valvulero un Sommerkap, que tenia destapado para ver el azulado naranja de las válvulas, que me traía tan gratos recuerdos de mis contactos con los equipos analógicos de la época.

Fuera la temperatura era de 30 grados, el tan manoseado calentamiento global al final había hecho estragos, los inviernos cada vez eran mas cortos y fríos, mientras que la época estival era mas y mas larga cada vez, además del sol que cada vez se colaba mas por el agujero de la capa de ozono, francamente hacia calor, pensé en despertar a mi esposa, pero seguramente me diría algo así como, “deja esas píldoras que te sientan mal “.

Entonces pensé en mi buen amigo Fred, otro noctámbulo, encendí el viejo equipo de UHF, sintonice la frecuencia, 990.300 Mhz, antes utilizada para la telefonía móvil, le llama tres veces, no contesto. Abrí el canal de chat, el habitualmente se pasaba por los foros con un seudónimo, un nick de mujer, pero tampoco estaba, desistí.

Dedique mi tiempo a obtener información de Internet sobre los últimos hallazgos de la vida extraterrestre, lo cierto es que la información estaba muy distorsionada, en wikipedia la información parecía manipulada, iban a tener razón los que decían que la CIA estaba detrás de estos cambio y de la distorsión de los datos en la red.

Esperaba con nerviosismo la hora para poder escuchar la nueva transmisión, para oír que decían, que pasarían con los datos de la recepción alienígena captada por un colega.

Por fin llego la hora, deje el equipo en escucha, pasaban los minutos y las horas y nada. El sueño empezó a hacer mella en mi cabeza, mis 83 años eran muchos, las horas de falta de descanso de mi juventud me estaban pasando factura, los excesos de mis años mozos pesaban como una losa en mis parpados.
Después de varias horas apareció la señal fuerte y clara, esta gente usaba los mejores equipos de transmisión del mercado, buena antenas y mucha potencia radiada para evitar interferencias.

– Hola de nuevo, como quedamos anteriormente te lanzo el fichero, prepara el equipo para recibirlo, y presta mucha atención en lo que oyes.
– Lánzalo cuando quieras, quedo a la espera del envió.

Sonó una señal en digital, clara y fuerte, la cual capture, iba comprimido en MP7, imagen y sonido, era un espectrograma con audio que nada mas verlo me pareció conocido, señal digital del PSK800 y Morse, además de algo de fonía, voz clara y penetrante.
Me coloque los cascos y escuche la señal, por Dios, era Morse, una llamada general en Morse a través del espacio, desde una estación de aficionado extraterrestre, o un científico que además era radioaficionado como yo. Incluía varias subportadoras con información adicional, imágenes y coordenadas, de la constelación Hipólita a 10 años luz de la tierra, además de diferentes formatos con información desconocida para mí. Indexaba imágenes muy hermosas de su planeta, valles anaranjados con verdes claros, dos lunas un hermoso sol, más pequeño que el nuestro, fotos de su familia, de sus antenas, parecía que se dedicaba a la investigación, también daba la situación exacta en el espacio, además de la traducción a varios idiomas de la llamada y forma de contactar.
Incluía un documento que informaba de la próxima llegada al planeta azul, así llamaba a nuestra tierra, de naves con intención de estudiar inicialmente, nuestro planeta, pero nos ponía en situación de alerta que estábamos cargándonos nuestro planeta si no cesábamos de contaminarlo.

Era una llamada general (CQ) intergaláctico en toda regla, y una bonita QSL con todo lo que siempre habíamos pensado que se podría enviar en una QSL, una perfecta postal interactiva. Siguió comentando la voz, el militar.

– Deberías de informar cuanto antes de esta situación antes que nadie los haga público por otros cauces se cree una locura colectiva.
– Estoy de acuerdo, pero no entiendo como no ha sido nadie capaz de escuchar antes esta señal.
– Debe de ser cuestión de la propagación, estar en el momento adecuado y tener suerte, he leído que llevaban varios años la actividad solar muy baja y eso hace que las señales de radio no propaguen bien, quizás una súper mancha solar ha sido la culpable de este acontecimiento.
– Será eso, bien, voy a despertar al presidente para informarle ya que es fundamental que sepa cuanto antes esta noticia.
– Cierro la transmisión ya comentaremos. Adiós

Era el momento de tranquilizarme y pensar que hacia, si publicar esta información en los foros adecuados, o por el contrario irme a la cama a pensar que opción era la mejor.

Un radioaficionado había sido capaz de descubrir lo que tanto tiempo permanecía bloqueado, oculto y tabú, además para mas narices una señal enviada por algo parecido a un amateur experimentador del espacio, un radioaficionado intergaláctico, no podía contener mi alegría, tanto que tuve que tomar la pastilla para mi delicado corazón alterado por la cantidad de información recibida en mi cerebro en tan poco tiempo.

Tome la decisión de irme a la cama a descansa, tanta información en mi cabeza me desplomo y caí en un placentero sueño.

De repente me despertó el despertador, eran las 07:07, yo siempre me levanto en horas no exactas, no es por nada, pero creo que el ser humano tiene que ser inexacto, de debemos de tener errores, me levante como pude y fui a lavarme la cara, me coloque las gafas, quede gratamente sorprendido,
tenia 45 años no era un viejecito radioaficionado, estaba en el 2009 y todo lo había soñado, o quizas no…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *